Burgos CiudadBurgos ProvinciaCastilla y León

Plan de empleo, tejido productivo y ferrocarril convencional como alternativas al AVE.

Desde IU nos oponemos frontalmente a la campaña orquestada por el PP y el PSOE para la continuidad y finalización de las obras del AVE entre Burgos y Vitoria, por entender que se trata de un nuevo proceso de   saqueo de las arcas públicas con infraestructuras elitistas y un modelo ferroviario insostenible.

Cuando en este país el PP y el PSOE han seguido una política despilfarradora de los fondos públicos apostando por este modelo de ferrocarril ocultaban que las únicas beneficiarias eran las grandes constructoras del país (las que dan sobres con dinero a cambio de contratos públicos, que por cierto las constructoras del TAV son protagonistas de la trama Gürtel). Un modelo de ferrocarril sólo accesible a la ciudadanía con buena situación económica en detrimento de ferrocarril convencional (que es el que pueden utilizar a diario la mayoría social y el que necesitan para su vida diaria) cerrando líneas, reduciendo horarios, precarizando el servicio y privatizando sus sectores rentables, e insostenible económicamente.

El ferrocarril convencional –los conocidos como Regionales, Cercanías y Larga Distancia–, es utilizado por la inmensa mayoría de los usuarios, pero recibe sólo el 17% de las inversiones. Al contrario, el Tren de Alta Velocidad recibe un 76% de las inversiones. La mejora de las líneas convencionales permitiría circular a velocidades cercanas a los 200Km/h, consiguiendo tiempos muy competitivos comparados con el AVE, pero con sólo una cuarta parte de la inversión y un gran ahorro energético, además de unos impactos ambientales y territoriales más reducidos. Con este sesgo de las inversiones no es de extrañar que estemos a la cola de la UE en el transporte de mercancías por ferrocarril: en España sólo un 3,8% de las mercancías viajan en tren, frente al 22% de Alemania o el 18% de media en la UE.

La nefasta política de infraestructuras de este país tiene mucho que ver con nuestra deuda pública y el saqueo a las arcas públicas. El PSOE aprobó desde el Gobierno en el año 2005 un Plan Estratégico de Infraestructuras y Transportes valorado en 248.892 millones, lo que es un buen ejemplo de esto que comentamos. El nivel de despilfarro y estupidez con la Alta Velocidad ha llegado al disparate de que hoy en día seamos el país del mundo después de China con más km de AV, prácticamente doblando los km de AV que tiene por ejemplo Francia. Y para colmo la gestión ha sido tan nefasta y tan elitista, que con estos datos, solo tenemos la quinta parte de viajeros en Alta Velocidad que Francia, o un 7% de los que tienen en Japón (con 1.000 km menos de TAV).

Nos dirigimos al PSOE y al PP, para hacerles las siguientes preguntas. ¿Por qué sus compañeros del Gobierno socialista francés o la misma Alemania está cambiando su política sobre los TAV reduciendo inversiones y anulando proyectos de construcción de nuevas vías?. Sencillamente porque no son rentables, suponen un coste enorme a las arcas públicas. El ferrocarril convencional es usado por más viajeros y también porque vertebra económicamente el territorio con una inversión menor.

Alemania y Francia están siguiendo el esquema de la Comisión Europea, lo contrario que España, que estableció que “sólo bajo circunstancias excepcionales (es decir, una combinación basada en bajos costes de construcción y un gran ahorro de tiempo) puede justificarse una nueva línea de AV con un volumen de pasajeros inferior a seis millones de usuarios el año inicial, y para el resto de anualidades una demanda mínima de 9 millones”.

Conviene recordar aquí que el total de pasajeros de la Alta Velocidad española en 2011 fue de 18,6 millones de pasajeros, o que el primer año completo del Madrid-Barcelona no llegó a los 6 millones de pasajeros.

Desde IU nos queremos dirigir al PP y al PSOE para pedirles que dejen de plantear propuestas que continúan el saqueo del país. Les planteamos que apuesten por un modelo de ferrocarril para toda la ciudadanía, para vertebrar económicamente el país, con menos gasto en recursos energéticos y medioambientales. Les proponemos invertir estos dinerales para que en vez de a las empresas de la Gürtel, se utilice para crear empleo, tejido productivo inversión social. En la provincia de Burgos la AV suponía el 45% del presupuesto del Ministerio de Fomento. Inviértase ese dinero en lo ya apuntado.

Raúl Salinero. Portavoz de la Asamblea Local en el Ayuntamiento de Burgos.

Pedro de Palacio. Coordinador Provincial de IU.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar