Camarada Marcos Ana, poeta comunistas muere a los 96 años

marcos-ana-iu Madrid, 24 de noviembre. Marcos Ana nuestro compañero y camarada ha fallecido ayer a las 21:30 en el hospital Gregorio Marañón donde se encontraba ingresado, acompañado de su familia y amigos. Fernando Macarro Castillo (1920-2016), era  uno de los últimos supervivientes de los presos que más tiempo cumplieron condena en las cárceles de Franco (23 años de presidio), sólo comparable con Nelson Mandela (27 años).

 

Defendió al gobierno legítimo de la República y por ello fue detenido y condenado dos veces a muerte en 1939. Tenía 19 años. Le conmutaron la pena por una condena de 60 años. En la cárcel sobrevivió gracias a la firmeza de sus ideales, la grandeza de su espíritu y el ejemplo solidario de sus compañeros. Allí empezó a escribir poesía. Sacó clandestinamente sus poemas que, como mensajes en una botella de un náufrago, recorrieron el mundo y fueron leídos allí donde había alguien luchando por la libertad.

marcos-ana-preso

Marcos Ana en el Penal de Burgos

Tras veintitrés años de cárcel le indultaron y salió a la calle. En prisión fue sometido a todo tipo de torturas y, aunque recuerda el nombre de sus torturadores, siempre se ha negado a darlos porque “tendrán hijos, nietos y, a tanta distancia, no quiero empeñar el recuerdo que tengan de sus padres o sus abuelos, pasándoles la carga moral de una culpa que ellos no cometieron”.

Marcos Ana estuvo muy vinculado a nuestra ciudad ya que desde 1946 hasta 1961 estuvo preso en el penal de Burgos. Cuando se legalizó el PCE, en esta nueva etapa Marcos Ana volvió a dar un paso al frente aceptando participar en la candidatura de las primeras elecciones Generales de Junio de 1977 acompañando a Leandro Alzaga, Paco Ubierna y Luís Martín Santos.

Marcos Ana, escritor, “comunista poeta” como le gustaba a él llamarse, cuenta entre sus obras: Poemas desde la cárcel, España a tres voces, Las soledades del muro, Poemas de la prisión y la vida, Vale la pena luchar y su obra autobiográfica Decidme cómo es un árbol, memoria de la prisión y la vida. Su poesía y prosa reconocida en su tiempo por Pablo Neruda o Rafael Alberti fue traducida en la mayoría de los idiomas.

archivo-pce002Muy conocido por su papel activo en la solidaridad internacional con los presos y presas españolas durante el franquismo, dirigió desde París el Centro de Información y Solidaridad (CISE) con Pablo Picasso de Presidente de Honor.

Fue combatiente activo en defensa de la República, fue comisario político de la 44 Brigada Mixta. Dedicó su vida por entero a la lucha por la emancipación de los hombres y mujeres, en los últimos años fue un activista en pos de llamar a la juventud a continuar con el legado de la lucha por la república, la memoria democrática y las libertades, en sus propias palabras “vale la pena luchar”.

El Gobierno de España le concedió las medallas de oro al Mérito de Trabajo (2009) y al Mérito de Bellas Artes (2011).

“Mi pecado es terrible:
quise llenar de estrellas
el corazón del hombre.
Por eso, aquí, entre rejas,
en veintidós inviernos
perdí mis primaveras.
Preso desde mi infancia
y a muerte mi condena
mis ojos van secando
su luz contra las piedras.
Mas no hay sombra de arcángel
vengador en mis venas.
España es sólo el grito
de mi dolor que sueña.”

marcos-ana-iu